Fondo Lezama Lima. Manuscrito de su novela Paradiso

El Fondo de Manuscritos de Colección Cubana “Antonio Bachiller y Morales”, de la Biblioteca Nacional de Cuba José Martí, está formado por colecciones y piezas sueltas, que han sido recibidas por medio de donaciones, compra a particulares y recuperación de bienes. En su inmensa mayoría, pertenecieron a figuras destacadas de la cultura cubana, historiadores, científicos, literatos o de instituciones. Compuesto por     carpetas de manuscritos, resulta de incalculable valor para el estudio de la cultura nacional tanto por la riqueza de la información que encierra como por el carácter inédito que posee, en general.

La representación del Fondo de Manuscritos integra antiguos fondos de la Biblioteca, que antes de 1959 eran casi desconocidos tanto para investigadores como para bibliotecarios, y puede afirmarse que la historia más fecunda de la Biblioteca Nacional comienza en los primeros años de la Revolución cuando empiezan a desempolvarse estos cajones de manuscritos, legajos empaquetados, víctimas de agentes naturales, que nunca antes habían contado con un procesamiento técnico que los pusiera al servicio de la población. A partir de 1962 se inicia esta tarea, primero de revisión, de limpieza, de ordenamiento; después, de organización, de clasificación, así como de la elaboración de un sistema de trabajo para que prestaran un inmediato servicio.

Todas las colecciones representadas aquí reflejan nuestra historia tanto en sus aspectos social, político, literario y científico, así como en su aspecto más conservador o reaccionario, o en el que constituyó la vanguardia ideológica en medio del proceso colonial.

Con este Fondo que posee Colección Cubana, la Biblioteca Nacional quiere contribuir a ese propósito de la Revolución, puntualizado por el ministro de Cultura, Dr. Armando Hart, en su discurso del 9 de julio de 1982:

   “La cultura en el socialismo se justifica porque responde a necesidades del hombre en su práctica transformadora, porque tiene un interés formativo, ideológico y político, y además si se quiere, también por razones de carácter económico”.

Manuscritos como los de Carlos Manuel de Céspedes, Antonio Maceo, Máximo Gómez, José María Heredia, José Antonio Saco, José de la Luz y Caballero, Félix Varela, Néstor Ponce de León, Francisco de Arredondo y Miranda, etc., y colecciones tales como las de Julián del Casal, la familia Borrero, José Augusto Escoto, Manuel Pérez Beato, Vidal Morales y Morales, Antonio Bachiller y Morales, Álvaro Reynoso y otras muchas, nos permiten echar una breve mirada sobre nuestro proceso histórico que culmina hoy en la obra de autores más recientes, como son Juan Marinello, Medardo y Cintio Vitier, Fernando Ortiz, Lisandro Otero, entre otros. De esos hombres que también son hacedores de la historia y cuya obra creadora, génesis indiscutible de una Revolución en marcha, que seguirá constante e indeteniblemente, atesora nuestro proceso actual.

 

Otras imágenes